Follow by Email

jueves, 20 de abril de 2017

Electricidad a bordo

Por fin tengo electricidad a bordo, este invierno me he puesto al día con la electricidad de 12V y he diseñado un circuito muy básico, que de momento permita alojar una batería para dar servicio a los instrumentos de navegación o seguridad que hasta ahora dependían de su propia batería. Lo que más miedo me daba hasta ahora en este sentido, era quedarme sin batería en el VHF o el plotter. Con el poco consumo que tienen estos aparatos, con la batería, y para las navegaciones que hago, ahora cuentan con energía casi infinita. 

De momento la batería, que es de coche y muy pequeña, de 45Ah/400A (la que puede tener un seat panda) debido al espacio destinado para ello bajo la mesa de cartas. La he amarrado con un viejo cinturón, anclado al doble casco interior. Se carga a la red de 220V con un cargador y mantenedor de baterías marino.No encuentro una caja estanca portabaterías que quepa en el poco espacio en el que se aloja, de momento la ha envuelto en unas bolsas de plástico para evitar salpicaduras del depósito de agua que está al lado.



Después de la batería conectada he colocado un interruptor general de corte tipo clavija, después, siempre en el cable positivo, un fusible de 10A para dar protección.


Para controlar permanentemente la carga de la batería, he colocado un voltímetro digital, en un lugar alejado del depósito y a la vista. Un voltímetro no es un porcentaje de la carga de la batería, como la de un teléfono móvil, da una indicación numérica de la tensión de la batería, que para las de plomo ácido, debe dar los siguientes voltios:

- Voltaje de carga = 14,8 V
- Voltaje de mantenimiento = 13,8 V
- Voltaje batería cargada al 100 % =12,8 V
- Voltaje batería cargada al 50 % =12,2 V

- Voltaje batería cargada al 0 % =11,6 V

Si una batería recién cargada mide menos de 12,2 voltios, está estropeada y hay que reemplazarla.

El voltímetro, durante la carga de la batería.

Del voltímetro, van los cables por debajo de la mesa de cartas por un "macarrón" colocado al efecto por el astillero, el cable pasa desnudo por la sentina y sube por otro "macarrón" empotrado en la cajera de la orza, hasta la base del palo donde se supone que va el cuadro eléctrico.

El interruptor, el cargador, la batería amarrada, bajo la bandeja de la mesa de cartas.

Como de momento no tengo cuadro eléctrico, los cables van directamente por el techo, por otro "macarrón" oculto en el doble casco, hasta detrás del armario encima de la mesa de cartas. Debajo de este armario he colocado una base de 3 enchufes tipo "mechero" de 12V y una toma USB.
Durante la instalación de este sistema, he aprendido que con corriente continua no se pueden mezclar los polos como en corriente alterna. En cada aparato el positivo (cable azul o negro con rayas) siempre debe ir conectado al positivo y el negativo (cable marrón o negro entero) debe ir conectado al negativo, so pena de cargarte el aparato. En los enchufes tipo mechero, el "pincho" del extremo es el positivo y los dos conectores laterales es el negativo. 

Enchufes de 12V y toma USB

Aspecto final de la instalación durante la carga, con el cable que sale de la mesa de cartas.

Esta instalación tan sencilla, es susceptible de complicarse hasta el infinito. Como sistemas de carga de energía, además del cargador, se puede complementar con un panel solar, y/o un alternador al fueraborda. Para gastar esa energía, puedes añadir todo tipo de "lujos", que yo creo que por preferencias irían en este orden: iluminación nocturna del compás, luces de navegación y fondeo, iluminación interior de la cabina, Mar ya me ha pedido una nevera...





No hay comentarios:

Publicar un comentario