Follow by Email

domingo, 22 de junio de 2014

La playa de Pedreña

Hoy hemos aprovechado el día. Estaba de N y NNW flojo, muy soleado. Con la marea todavía alta, fondeamos en la playa de Pedreña. Comimos, y después, para hacer la digestión, bajé con los niños a la playa, mientras Mar se quedaba en el barco.


En la playa, me hice un ancla para el bote con una piedra y estuvimos cogiendo cangrejos y rebozándonos de arena.


Después, nos bañamos todos ya desde el barco, los niños con manguitos; yo cogí las gafas de bucear e hice una limpieza de fondos a casi todo el casco, menos la orza (estaba agotado). Es que este año no he subido el barco a carenar y tengo la esperanza de mantenerlo limpio así.

Os enseño la ducha solar. Tiene una capacidad de 20 litros. La llenamos de agua dulce en el pantalán, antes de salir y la ponemos en la popa, debajo de la caña, con la cara transparente hacia el sol, como dicen las instrucciones. Luego por la tarde, después del último baño, la cuelgo de la driza de la mayor y la ato a una polea con roldana metálica en el backestay. Así la hizo con el winche y la manivela, que pesa un montón. Nos duchamos los cuatro por turnos en la bañera, incluso con jabón, con el agua bien caliente. Así los niños llegan duchados a casa. Se agradece quitarte el salitre y luego vestirte.


Un as de guía para colgar la ducha de la driza y el mosquetón a la polea metálica que hay en el backestay.

A las 18:20, cuando nos tuvimos que ir porque bajaba la marea, dimos un paseo con el génova y a la vuelta a motor, hasta el faro de la Cerda. Nos encontramos con mi hermano Álvaro en la motora, que venían de estar fondeados en la playa de Molinucos.


No hay comentarios:

Publicar un comentario