Follow by Email

jueves, 24 de julio de 2014

... y van cuatro

Cuatro días seguidos que sale el Savreh, esto para Santander va siendo record, sobre todo después de lo malo que ha hecho.

Como las mareas siguen siendo favorables, con pleamares por la tarde, hemos vuelto a la playa de Pedreña, los cuatro. El día está de oeste flojo, que al final son los mejores días para ir a la playa. Vamos a motor y fondeamos. Ignacio y Mar no pueden aguantar el calor más y se bañan enseguida, Sofía se ha quedado dormida durante el viaje de ida y está en la litera de proa. Yo me baño también y aprovecho para limpiar con un cepillo la línea de flotación. Este año no he subido a carenar y se empieza a notar, cada vez tengo que cepillar los fondos con más frecuencia.

También me pongo con un bricolaje pendiente. Uno de los candeleros de babor está suelto. La rosca interior de la pieza de aluminio maciza que recoge la barra horizontal del marchapiés y el candelero está desgastada y no agarra el tornillo de acero que atraviesa el casco. Además de dejar el candelero suelto, por el agujero de la cubierta entra agua. 

La pieza maciza de aluminio está suelta.

He apañado una solución provisional que no agarra mejor el candelero pero evita que entre agua. Tengo que estudiar como hacer que agarre de nuevo el tornillo de acero en la pieza de aluminio.


Luego fuimos los niños y yo en el bote de exploración, Mar se quedó en el barco. Fuimos remando hasta la depuradora de Pedreña y volvimos al barco. Una buena remada a la que no estoy acostumbrado. 



Sofía coloreando.

No hay comentarios:

Publicar un comentario